7 actividades para realizar con tus empleados

by Mauricio garcias

Muchos emprendedores aún creen que basta contratar buenos profesionales para que el negocio funcione perfectamente.

Claro que necesitas encontrar y trabajar con los mejores especialistas de tu área, pero hacer buenas contrataciones no es suficiente.

Además de tener grandes talentos a tu lado, es fundamental también que mantengas al equipo motivado, para que todos tengan el mismo foco y trabajen pensando en su crecimiento profesional y el de la empresa.

Una de las formas de mantener a las personas involucradas y trabajando en armonía, así como también promoviendo un mejor ambiente de trabajo, es aplicar dinámicas de grupo.

¿Quieres entender un poco más sobre esto? ¡Continúa con nosotros!  

Entendiendo la dinámica de grupo

La dinámica de grupo es un procedimiento por el cual las empresas tratan de identificar el comportamiento, la personalidad y el perfil del empleado, para poder capacitarlo y que desarrolle mejor sus habilidades, ya sean personales o profesionales.

La dinámica de grupo también sirve para suavizar el ambiente empresarial, ya que muchas veces la carga de trabajo o la presión pueden reflejarse en la performance del profesional.

Igualmente, con esas dinámicas, los miembros de un mismo equipo tienen la posibilidad de conocerse mejor y trabajar más armoniosamente, lo que ayuda mucho con la motivación personal para trabajar todos los días en un ambiente y con las personas que están allí.

Y a partir del momento en que el empleado está motivado va a esforzarse más no solo para su crecimiento personal, sino también el de la empresa como un todo.

¿Por qué hacer dinámica de grupo?

En primer lugar, debes saber que existen varias teorías sobre la importancia de la dinámica de grupo. Pero, en general, son aplicadas para:

  • Aumentar el nivel de energía de los profesionales de una empresa o equipo;
  • Romper el hielo inicial, principalmente de un empleado nuevo;
  • Promover aprendizajes;
  • Hacer el ambiente más relajado;
  • Integrar empleados de áreas diferentes;
  • Mejorar la comunicación empresarial;
  • Permitir el intercambio de experiencias e informaciones;
  • Aproximar a los líderes a sus liderados;
  • Crear empatía;
  • Aumentar la cooperación dentro del equipo;
  • Reducir la rotación de personal dentro de la empresa (turnover).

7 dinámicas que puedes poner en práctica en tu empresa

Ahora que has entendido lo que es una dinámica de grupo y viste las ventajas de esa actividad para tu empresa, vamos a la parte práctica.

Seleccionamos 7 ejemplos de actividades que puedes aplicar en tu negocio:

1. Dinámica del reto

En esta dinámica de grupo el principal objetivo es hacer que el equipo pueda enfrentar nuevos retos y, para eso, es necesario que las personas se sientan confiadas y seguras.

Básicamente, vas a necesitar una caja negra u oscura, donde estarán los retos a ser enfrentados.

Divide el equipo en dos grupos, formando un círculo.

Para comenzar la dinámica, coloca una música y pásale la caja a todas las personas del círculo.

Cuando la música pare de tocar, quien tenga la caja tendrá tres alternativas:

  1. Cumplir el reto;
  2. Pasarlo para una persona de su grupo;
  3. Pasarlo para una persona del otro grupo.

En el caso de aceptar el reto, el grupo de la persona que tiene la caja recibirá 3 puntos. Pero si no lo realiza, además de tener que pagar una penitencia, el grupo pierde 4 puntos.

Cada grupo tiene la opción de no cumplir el reto 3 veces, pero en la cuarta vez, obligatoriamente tendrá que cumplir lo que ha sido propuesto.

Al final, suma los puntos y sabrás cual grupo logró realizar más retos.

Este es un tipo de dinámica de grupo que ayuda mucho a eliminar la tensión, pero también anima la innovación, ya que lo ideal es que los participantes acepten los retos propuestos que, muchas veces, están fuera de sus áreas de conocimiento.

La idea es que los retos sean escritos por los participantes y sean actividades divertidas que les ayuden tanto personal como profesionalmente.

2. Dinámica de las manos dadas

El objetivo de esta dinámica es mostrar la importancia del trabajo en equipo y que trabajando juntos los resultados serán mucho más eficaces.

Para esta dinámica es necesario tener una cartulina de colores.

Las personas deben formar un círculo, darse las manos y memorizar quién está de su lado derecho e izquierdo.

Después, los participantes deben soltar las manos y dar una vuelta en la sala o espacio escogido, esperar algunos segundos, colocar la cartulina en el centro de la sala y pedir que todos se coloquen encima de la cartulina.

Pide, entonces, que los participantes digan quien estaba a su derecha y a su izquierda y se den las manos nuevamente.

3. Dinámica de la isla del tesoro

La idea de esta dinámica de grupo es promover la colaboración y unión entre las personas.

Materiales necesarios: una caja de chocolates y algunas hojas de periódico.

Pide que los participantes formen parejas.

Después, coloca una hoja de periódico en uno de los rincones de la sala, con la caja de chocolates encima de la hoja. Repite el proceso en todos los rincones, dándole a cada pareja otra hoja.

Tú dirás que cada rincón representa una isla.

Cada pareja debe posicionarse encima de su hoja e intentar llegar al objetivo, que es el rincón de la sala o isla, pero no puede ni rasgar el papel  ni colocar los pies en el suelo.

Lo importante en esta dinámica es la percepción de que el trabajo en equipo origina mejores resultados.

4. ¿A quién llevo?

El objetivo es hacer que los participantes aprendan a reconocer cualidades en los otros y que sepan cómo son vistos por los otros.

Ten en manos sobres, papel y lápiz. Distribuye los sobres y dentro de cada uno de ellos deja un cuestionario con 3 preguntas:

  1. Si te perdieras en una isla desierta, ¿qué persona del grupo te gustaría que te acompañase?
  2. Si  tuvieras que organizar una fiesta, ¿qué persona del grupo te gustaría que te ayudasen?
  3. Si ganaras un premio en un concurso y pudieras escoger 3 personas del grupo para ir contigo en un cruzeiro, ¿a quién llevarías?

Es muy importante que las respuestas no sean compartidas y que nadie sepa quién escogió a quien. Los cuestionarios no deben ser firmados, ni estar de ninguna forma identificados.

Cada participante recibe el resultado de forma particular. Así, logras entender quién está más perdido en tu equipo y puedes pensar en maneras de integrar a esa persona.

5. Teatro de ventas

La idea aquí es entrenar técnicas de argumentación y negociación, además de desarrollar la desinhibición y empatía.

Vas a necesitar una mesa, hojas de papel y bolígrafos.

Después, debes dividir el grupo en dos. El grupo 1 será el representante de ventas de una empresa de medicamentos y el grupo 2, una ONG.

La meta del grupo 1 es lograr un mayor lucro, y la del grupo 2 lograr el mejor precio posible – de preferencia, gratis.

Cada uno de ellos tiene un presupuesto predefinido y deben sentarse a la mesa de negociaciones.

No es obligatorio que el negocio sea cerrado, lo que importa es debatir las estrategias utilizadas en la negociación y entrenar el poder de persuasión de tus vendedores.

6. Intercambio de secretos

Esta dinámica de grupo tiene el objetivo de promover la empatía entre los miembros del equipo. Lo ideal es que el grupo esté formado por apróximadamente 20 personas.

Materiales necesarios: papel y bolígrafo o lápiz para cada uno de los participantes.

Cada profesional debe escribir si tiene alguna dificultad en la relación con otro miembro del equipo, pero no le gustaría expresarlo verbalmente.

Atención: al escribir, cada uno debe utilizar una letra distinta, para que no sea posible reconocerla.

Luego, los papeles son redistribuidos y cada uno debe leer lo que está escrito, como si el problema fuese de él, y proponer una solución.

7. Una persona de principios

El objetivo aquí es relajar a las personas durante una reunión. Para eso, todos los participantes deben hacer un círculo.

El coordinador se posiciona en el centro, comienza a contar una historia y pide a cada uno de los participantes que completen las frases. Aquél que demore mucho para completar debe ir para el centro y comenzar el juego de nuevo.

Además de romper el hielo, esa dinámica de grupo puede usarse para entender si las personas de un mismo equipo tienen pensamientos parecidos y logran completarse de forma positiva.

Entrena tu equipo

Como lo has podido ver, estas son solo algunas estrategias que pueden aplicarse en tu empresa tanto para lograr que tus funcionarios estén más motivados, como para hacerlos darse cuenta de la importancia de un ambiente colaborativo.

Además, la dinámica de grupo es una excelente herramienta para mejorar el clima organizacional.

Es necesario tener en cuenta que uno de los motivos del éxito de un negocio está directamente relacionado a la satisfacción de los empleados. Por eso, recuerda de colaborar siempre para que las personas que trabajan contigo se sientan valoradas y parte del negocio.

Además de las dinámicas de grupo, invertir en la capacitación profesional de quien trabaja contigo es también una estrategia poderosa para mejorar los resultados de tu negocio.

¿Quieres descubrir una nueva manera de despertar al máximo el potencial de tu equipo?

Lee nuestro post con 6 técnicas para hacer capacitación y desarrollo de personas.

Fuente: Clic Aquí Para Ver Mas>>

7 actividades para realizar con tus empleados
Califica esta publicación

Share this article

%d bloggers like this: