aprende a impulsar tu desarrollo

by Mauricio garcias

El Canvas es una herramienta usada para diseñar modelos de negocio. Ayuda a crear empresas diferenciadas, rentables y que llegan al corazón de los clientes.

Más aún, esta herramienta también se puede usar para el propio desarrollo y se la llama Canvas personal.

Reunimos todo lo que necesitas saber sobre el tema. En los próximos tópicos, explicamos qué es, cuáles son sus beneficios y cómo usar el Canvas para acelerar la carrera profesional. ¡Continúa leyendo!

Qué es y los beneficios del Canvas personal

El Business Model Canvas (BMC) es un cuadro de modelo de negocios. Se usa para diseñar y tener una visión sistémica de las empresas.

Con el tiempo, gracias a la gran popularidad y eficacia de la plataforma, la herramienta fue aplicada a la vida profesional de las personas.

En suma, el Canvas personal es una herramienta de gestión cuyo objetivo es identificar fortalezas y puntos de mejora de las personas, así como también oportunidades para fortalecer e impulsar trayectorias profesionales.

Esta herramienta aporta muchos beneficios. En primer lugar, permite una autoevaluación. El profesional se conoce mejor, por ejemplo, al entender cuáles son sus recursos disponibles y sus actividades, dos importantes columnas del Canvas.

También permite observar el ambiente externo de una manera diferente, identificando los socios clave, los clientes (es decir, quien se ayuda) y los canales que pueden ser usados para iniciar una relación. Así, se puede trabajar acertadamente.

Los 9 pasos para efectuar el Canvas personal

El cuadro Canvas personal está subdividido en 9 columnas. En los próximos apartados vamos a mostrarte cómo esas columnas se relacionan y el orden correcto para rellenarlas.

1. Valor proporcionado

La cuestión clave para este primer bloque es: ¿cómo vas a ayudar a las personas? Imagínate que tienes un negocio en el que debes producir algo para solucionar determinada demanda existente. Pero ¿qué?

Puedes crear una o más propuestas de valor, pero lo ideal es centrarse en pocas (hasta cuatro) y de forma objetiva. Un ejemplo es “ayudar a personas que tienen dificultades para alimentarse bien “.

2. Clientes

Ahora que sabes lo que debes hacer, llegó el momento de definir para quién: tus clientes.

Si eres un profesional autónomo o liberal, es probable que tu cliente sea una persona física. Aprovecha para definir sus principales características: edad, ubicación, educación, etc.

Por otro lado, si eres empleado, es probable que tu cliente sea tu actual empresa y otras del mismo rubro.

Entonces, aprovecha para estudiar y definir esos negocios en pocas palabras.

3. Canales

Una tercera cuestión es: ¿cómo llegan a ti tus clientes?

Es necesario crear canales para que tengas contacto con el público objetivo. puedas cerrar nuevas ventas e iniciar una relación.

¿Tus clientes pueden llegar a ti por medio de tus redes sociales, por ejemplo? ¿O es más útil atenderlos en la oficina? ¿Qué tal el contacto en cotrabajo? Piensa en los mejores canales.

4. Relación

Si tú eres tu propio negocio, vas a desear vender para el mayor número de clientes posible. Pero vender no es suficiente, porque es necesario construir una relación duradera y rentable.

En el cuarto paso, intenta responder a esta pregunta: ¿cómo tú y tu cliente van a interactuar, aún después de la venta?

Puedes tener una estrategia de email marketing o medios sociales, por ejemplo.

5. Fuentes de ingresos

La fuente de ingresos trata de cómo vas a capitalizarte al satisfacer las demandas de tus clientes. En otras palabras, la idea es entender los medios por los que podrás ganar los recursos que deseas.

Si eres empleado, la fuente de ingresos es tu sueldo, pero también pueden serlo las horas extras y servicios particulares esporádicos para tus compañeros de trabajo.

Si eres un profesional autónomo o liberal, necesitas pensar en otros trabajos que aseguren nuevas fuentes de ingresos.

6. Recursos clave

Ahora, imagina que estás creando una videoclase por tu cuenta, para satisfacer lo que tus clientes necesitan y ganar dinero. ¿Cuáles son los recursos necesarios para hacerlo realidad?

Es probable que necesites una cámara o Smartphone de buena resolución, un trípode y un micrófono profesional. Estos recursos, los más importantes para el trabajo, están descritos en el sexto bloque.

7. Actividades clave

Imagina que tu valor es ayudar a las personas a adelgazar por medio de videoclases, dando sugerencias y enseñando algunos trucos diferentes. La cuestión es: ¿Cuáles son los principales pasos en este proceso?

Necesitarás crear un guion, grabar el vídeo, editar, eliminar las fallas y ponerlo a disposición de los clientes por medio de plataformas digitales. Mira que, con pocas palabras logras describir una actividad.

8. Asociados

¿Todo proveedor puede ser considerado un asociado clave?

Esta duda es común, y la respuesta es no. Un asociado clave es alguien más cercano, exclusivo y que origina ventajas mutuas.

Imagina un arquitecto que se asocia a un ingeniero eléctrico para trabajar juntos en obras, o un panadero que compra su queso de un único proveedor. En estos casos hay una asociación.

Descubre qué asociados pueden ayudarte a crecer en tu carrera e inclúyelos en ese bloque.

9. Estructura de costos

En el último bloque vas a definir cuáles son las fuentes de costos, es decir, cuáles serán los gastos necesarios para ofrecer y mantener tu propuesta de valor.

Los costos pueden ser los más variados, como el alquiler de una sala de filmación, la compra de máquinas, muebles para la oficina, impresión de tarjetas de visita, etc. Define los más relevantes.

Cómo el Canvas personal puede promover avances

Rellenar tu cuadro en el Canvas no tiene secretos. Sigue el paso a paso definido hasta el final, y luego podrás tener una visión mucho más amplia de tu perfil profesional.

Esta decisión te brindará muchas ventajas. Primero, puedes usar la creatividad para producir propuestas de valor, definir nuevos clientes y nuevas fuentes de ingreso.

Imagina un publicitario que está rellenando el Canvas y puede incluir en las fuentes de ingresos el trabajo de publicidad, pero también ebooks y videoclases que enseñen a otras personas a ser más creativas.

Otra ventaja es que el cuadro te permite ver su construcción y los cambios que realizas con facilidad. No se asemeja a un plan de carrera, que tiene varios datos y páginas escritas.

En fin… ahora ya conoces el tema por dentro. Por eso aprovecha para llenar tu cuadro, descubrir nuevas oportunidades de carrera e impulsar tus resultados.

A lo largo del proceso, sé creativo e imagina nuevas formas de producir ingresos. De esa manera todos los involucrados en el proceso saldrán beneficiados.

¿Qué te ha parecido nuestro artículo? Aprovecha para suscribirte a nuestra newsletter para estar siempre enterado de las novedades. ¡Adelante!

Fuente: Clic Aquí Para Ver Mas>>

aprende a impulsar tu desarrollo
Califica esta publicación

Share this article

%d bloggers like this: